Seguinos en Facebook Seguinos en Twitter Seguinos en Instagram
Agenda
Seminarios diurnos

Carteles
Biblioteca
Librería
Publicaciones
Audios y videos
Jornadas y eventos
Seminario del Campo
Freudiano

Antena Autismo La Plata
 
Noches de Directorio

Noche del Pase
7 de marzo de 2014 20:00 hs.

Testimonio: "Partenaire Escuela: un lugar, un lazo"
AE: Marina Recalde
Intervención: Ana Ruth Najles
Coordinación: Eduardo Suárez

Reseña
El viernes 7 de marzo de 2014, en un clima festivo y ameno, se inauguraron las actividades de la EOL-Sección La Plata; participaron: Eduardo Suárez (Director EOL Sección La Plata), Ana Ruth Najles (Presidenta de la EOL) y Marina Recalde (reciente AE).

La "Noche del Pase" fue la ocasión propicia para que casi doscientas personas causadas por la Orientación Lacaniana, se dieran cita en la sede de la Sección.

Eduardo Suárez, luego de dar la bienvenida a los invitados y agradecer a las diferentes instancias que hicieron posible el inicio de actividades de la Sección, anticipa las próximas noches, previstas para el año en curso, Noches del Directorio organizadas alrededor de dos temas centrales: la Escuela y la práctica lacaniana, de los que se desprenderán otros: el control, la formación analítica y el pase.

Hace referencia, además, a los motivos por los cuales fue invitada Marina Recalde para inaugurar la actividad: la militancia en psicoanálisis, el deseo decidido y sus desbordes.

Por otra parte, Ana Ruth Najles recuerda con emoción la fundación de la EOL, de la que fue parte. Y celebra, en esta nueva función que le toca asumir, poder darle la bienvenida formal a la Sección La Plata –que se suma a las ya existentes: Córdoba, Rosario y Santa Fe– con el anhelo de iniciar un trabajo conjunto. Con la consigna "La fe, el foro, la fiesta" sintetiza lo que será el sesgo que intenta dar a su gestión como Presidente la EOL.

Marina Recalde en el que fue su tercer testimonio de pase (y el primero en nuestra ciudad) realizó una impecable articulación entre su solución sintomática, el nuevo lazo al otro y como tal, a la Escuela. El pasaje del doloroso "si" incondicional frente a la demanda del Otro, a un sí "decidido" no articulado al fantasma devastador.

Se nombra ella misma como "un producto clínico, epistémico y político de la Escuela", hoy: un partenaire imprescindible.

El humor, afirma, queda como resto vital; que además de amenizar la relación con los otros, le permite sobrellevar la angustia que insiste. Signo de un real irreductible.


Reseña: Adriana Fanjul y Belén Zubillaga