Seguinos en Facebook Seguinos en Twitter Seguinos en Instagram
Agenda
Seminarios diurnos
Noches de Directorio
Carteles
Biblioteca
Librería
Publicaciones
Audios y videos

Seminario del Campo
Freudiano

Antena Autismo La Plata
 
Jornadas y eventos

Escansiones 2020

Träume 7

 

La perspectiva del sueño-sinthoma
Jorge Luis Santopolo

Me interesa destacar una perspectiva novedosa, al menos lo es para mí, respecto del abordaje de la función del sueño. Esta perspectiva ha tomado cuerpo a partir de la elaboración que hiciera J.D. Matet [1] de una ensoñación o delirio –él mismo así lo nombra– que produjo durante su internación en la terapia intensiva por padecer covid-19. El texto se llama “Convocado”. Allí él propone entender eso que relata como algo que “me había permitido conservar una suerte de unidad psíquica”, donde él no era más que un “cuerpo desparramado”. Luego, tomando seriamente esta perspectiva, L. Dupont nos “convoca” al trabajo en dirección al Congreso de la AMP porque “No sabemos de qué estará hecho el mañana, pero sabemos que este tema es crucial, de candente actualidad” [2] y A. Harari [3] nos invita a repensar nuestra práctica a partir de los sueños teniendo en cuenta la identidad sinthomal. Por último, F. Vitale arma una serie, suma la referencia que hace F. Naparstek [4] a los sueños de “soñarse en otra parte” de los prisioneros en campos de concentración, y propone a este tipo de sueños como un “modo de anudar un goce en el cuerpo que sostenga la consistencia imaginaria frente a la intrusión del goce fuera de cuerpo vehiculizado por el Uno traumático que amenaza siempre con despedazarlo” [5]. Esta perspectiva del sueño-sínthoma (en tanto invento singular que prescinde del Otro y anuda los registros) que, en principio, se presenta como el reverso de los sueños de los traumatizados; ¿contradice la doctrina freudiana respecto de la función del sueño en la elaboración del trauma?


NOTAS

  1. Matet, J.D.: “¡Convocado!”, Lacan Cotidiano 880, http://www.eol.org.ar/biblioteca/lacancotidiano/LC-cero-880.pdf
  2. Dupont, L. “Soñemos un poco”, en “Textos de orientación”, XII Congreso de la Asociación Mundial de Psicoanálisis: El sueño, su interpretación y su uso en la cura lacaniana, https://congresoamp2020.com/es/articulos.php?sec=el-tema&sub=textos-de-orientacion&file=el-tema/textos-de-orientacion/20-05-06_sonemos-un-poco.html
  3. Harari, A.: “¿Seguimos soñando aun?”, en “Textos de orientación”, XII Congreso de la Asociación Mundial de Psicoanálisis: El sueño, su interpretación y su uso en la cura lacaniana, https://congresoamp2020.com/es/articulos.php?sec=el-tema&sub=textos-de-orientacion&file=el-tema/textos-de-orientacion/20-05-06_seguimos-sonando-aun.html
  4. Naparstek, F.: “El sueño crudo y el sueño cocido” Presentación del XII Congreso de la AMP: El sueño, su interpretación y su uso en la cura lacaniana”. Jornadas Anuales de la EOL 2019: El inconsciente, aún.
  5. Vitale, F. “El trauma, el sueño y el sinthoma”, en “Textos de orientación”, XII Congreso de la Asociación Mundial de Psicoanálisis: El sueño, su interpretación y su uso en la cura lacaniana, https://congresoamp2020.com/es/articulos.php?sec=el-tema&sub=textos-de-orientacion&file=el-tema/textos-de-orientacion/20-06-04_el-trauma-el-sueno-y-el-sinthoma.html

 

Atravesando la noche
Ana Simonetti

Tomo la invitación a esta contribución, que tiene el modo de la escansión y cuya propuesta particularmente resuena en mis “marcas de lectura” en torno a trauma y sueño, orientada por mi rasgo en un cartel.

En su libro Atravesando la Noche [1] Andrea Suárez Corica da testimonio y escribe 79 sueños que la acompañaron durante 9 años; de los que dice no sólo recordarlos, sino tener la necesidad de escribirlos “sueltos en papelitos”. Decide reunir esas escrituras y hacer de eso un libro a publicar en un momento que ubica como “clave, bisagra, me pasó de todo, pero ese era un temor concreto, yo me moría”. Momento en que estaba por cumplir la misma edad que tenía su madre cuando fue asesinada, víctima del terrorismo de estado.

Durante el tiempo que el libro estuvo en la imprenta, dejó de recordar los sueños y una vez publicado y presentado –afirma–“los empecé a recordar sin angustia, me cambiaron, empecé a tener sueños de vida (donde) nadie mepersigue (…) fue como un dejar que eso se escriba en otro lado”.

Me pregunto si esta escritura en los sueños y de los sueños posibilitó, como dice Fabián Naparstek [2], alguna escritura de ese horror de lo real en el campo del Otro, tal como enseña Andrea, quien nombra a este trabajo de escritura como un “salvavidas”, una “red” donde pudo tirar su cuerpo.

No dejó de soñar, tampoco de escribirlos, pero ya no con la urgencia de registrarlos ni la necesidad de compartirlos.


NOTAS

  1. Suárez Corica, A.: Atravesando la Noche. 79 sueños y testimonio acerca del genocidio. Editorial La Campana, La Plata, 1996.
  2. Naparstek, F.: “El sueño crudo y el sueño cocido”. Presentado en las Jornadas de la EOL 2019, hacia el XII Congreso de la AMP “El sueño, su interpretación y su uso en la cura lacaniana”.